Mas de 200,000 enlaces a la prensa Cubana . Miles de visitantes diario. Necesitamos un servidor mas fuerte. Ayudanos por favor.


Reglas nuevas, ¿empresas nuevas?

?Cu?nta autonom?a requiere una empresa para ser eficiente y eficaz? ?La centralizaci?n es un mejor modo de control o un freno irremediable para las capacidades? ?Procesos generales sirven para todos los moldes? ?Cu?nto decide quien no produce? ?Cu?nta estrategia debe trazar quien est? llamado a resultados inmediatos?

El perfeccionamiento del sistema empresarial estatal de Cuba es un camino trazado hace ya alg?n tiempo. Muchas de las empresas del pa?s han transformado gradualmente aspectos esenciales de su funcionamiento, y ahora llegan las normas legales que se encargar?n de refrendar y uniformar procesos para cada entidad.

La Gaceta Oficial No. 58 —que contiene el Decreto-Ley No. 334 y los Decretos Nos. 334, 335 y 336— fue publicada ayer. En la tarde de este d?a se ofreci? una conferencia de prensa para precisar la informaci?n de dichas normas, a cargo de Johana Odriozola Guitart, directora jur?dica del Ministerio de Econom?a y Planificaci?n, y Yovana Vega Mato, segunda jefa del ?rea de Perfeccionamiento a Entidades de la Comisi?n Permanente para la Implementaci?n y Desarrollo.

Estos cuerpos legales no constituyen un paso definitivo en el sistema de empresas estatales, aclararon. Sino que resultan una fase intermedia —a partir de experiencias llevadas a cabo en buena parte del pa?s— antes de lograr todas las condiciones para el estado ideal. Un destino final ser?a la Ley de Empresas de la que tanto se ha hablado en Cuba, pero faltan conceptos y metodolog?as por definir, se?al? Odriozola ante una pregunta de la prensa.

Mientras, estas normativas son el molde que regir? a las aproximadamente 850 empresas que en el pa?s est?n en perfeccionamiento y a las m?s de 80 Organizaciones Superiores de Direcci?n Empresarial (OSDE), incluidas las 51 que ya entraron en esta etapa hace alg?n tiempo.

?Para qu? transformar?

Los cambios no persiguen m?s que ?lograr empresas con mayor autonom?a, efectividad y competitividad?, tal y como recoge uno de los lineamientos aprobados en el 7mo. Congreso del Partido Comunista de Cuba.

Con este fin, en el transcurso de 2011 a 2016 comenz? el proceso gradual que persigue separar las funciones estatales de las empresariales, incrementar la autonom?a en el sistema empresarial y su nivel de eficiencia y organizaci?n, garantizar que las empresas se recapitalicen por s? mismas y transformar los mecanismos de distribuci?n de la riqueza.

Y ahora se modifican las normas vigentes y se derogan otras para acabar con la dispersi?n legislativa en torno al tema, as? como regular otros aspectos como el sistema de relaciones entre las OSDE, y poner las normas de perfeccionamiento empresarial a tono con la actualizaci?n del modelo econ?mico.

?Qu? hay de nuevo?

Para precisar procederes sobre los movimientos organizativos del Sistema de Direcci?n y Gesti?n Empresarial Cubano, as? como poner a todos los directivos de empresas del pa?s en las condiciones actuales de generalizaci?n de facultades, se crean el Decreto-Ley No. 334 y el Decreto No. 334, que tambi?n precisan las funciones del Grupo Gubernamental de Perfeccionamiento Empresarial.

Disponen adem?s que cada provincia pueda crear estructuras que organicen y controlen la marcha del proceso de perfeccionamiento en las empresas de subordinaci?n local. Igualmente, los Organismos de la Administraci?n Central del Estado (OACE) tienen la facultad de constituir una unidad organizativa que dirija esos procesos.

Otro de los asuntos es que si una empresa aplica el Sistema de Direcci?n y Gesti?n, y el pago adicional por perfeccionamiento empresarial, y se decide que esta se fusione a otra que no posee tal mecanismo, los trabajadores pueden cobrar por esa condici?n durante un a?o, si lo aprobara el jefe del organismo, presidente del Consejo de la Administraci?n Provincial o entidad nacional.

Tal norma refrenda adem?s que las OSDE que aplican para el perfeccionamiento empresarial deben desarrollar el cronograma para este proceso en las empresas que la integran, as? como orientarlas, controlarlas y decidir la factibilidad econ?mica del pago adicional del perfeccionamiento en estas, entre otras cuestiones. Igualmente ocurre en el caso de las empresas, respecto a las unidades empresariales de base.

?Cu?les normas var?an o desaparecen? Se modifican: Decreto-Ley 252/2007. Sobre la continuidad y el fortalecimiento del Sistema de Direcci?n y Gesti?n Empresarial Cubano.

Decreto 281/2007. Reglamento para la Implantaci?n y Consolidaci?n del Sistema de Direcci?n y Gesti?n Empresarial Estatal.

Se derogan: Decreto No. 42. Reglamento General de la Empresa Estatal. A?o 1979.

Acuerdo 2258 del Comit? Ejecutivo del Consejo de Ministros, Normas sobre la Uni?n y la Empresa Estatal. A?o 1988.

Cada cual a lo suyo

El Decreto 335 se encarga de recoger las funciones de las OSDE, empresas y unidades empresariales de base, as? como sus l?mites, prioridades y gestiones a las que la ley los obliga. La constituci?n de estas entidades permite mayor racionalidad econ?mica, simplificar los procesos de direcci?n y obtener mejores resultados productivos y de servicios.

La norma determina, por ejemplo, que las OSDE mantienen sus funciones de control y direcci?n, pero respetando la autonom?a de las empresas para cualquier decisi?n que corresponda a su gesti?n. Su intervenci?n se centra solo en cuestiones estrat?gicas como el cumplimiento de los objetivos de trabajo, los planes, objetos sociales, la investigaci?n y el desarrollo, as? como el control del uso de los recursos asignados por el Gobierno.

Asimismo, precisa que las empresas tienen personalidad jur?dica y patrimonio propio, y est?n destinadas a producir bienes y servicios. Mientras, las unidades empresariales de base act?an con independencia relativa y se deben a organizar los procesos de producci?n de bienes y prestaci?n de servicios.

Los directores de estas unidades, si est?n facultados por el jefe de la unidad que las crea, pueden suscribir contratos econ?micos con proveedores y clientes a nombre y en representaci?n de la empresa a la que se integran.

Igualmente, se se?ala que las empresas subordinadas a los Organismos de la Administraci?n Central del Estado mantienen su estatus hasta tanto concluya el proceso de perfeccionamiento institucional en estos. Las unidades presupuestadas con tratamiento especial se mantienen excepcionalmente integradas a las OSDE hasta que sean constituidas como empresas.

Otras atenciones

El Decreto No. 336 regula las relaciones de las OSDE con el Consejo de Ministros, los ?rganos Estatales Nacionales (OEN), los OACE y otras instituciones estatales, de modo tal que cada uno pueda ejercer mejor sus funciones: los organismos fortalecen sus facultades rectoras y la administraci?n del sistema empresarial incrementa su control, eficiencia y autonom?a.

Vale aclarar que aplica solamente para las que son atendidas por un vicepresidente del Consejo de Ministros, un ministro u otro cuadro designado.

Por tanto, queda registrado que, en lo adelante, las OSDE se subordinan ?nicamente al Consejo de Ministros. Adem?s, los OEN, los OACE y las instituciones estatales, establecen relaciones directas con las OSDE, para cumplir su misi?n.

En lo adelante, las OSDE cuya atenci?n se encargue a un ministro ser?n atendidas personalmente por este y no por el organismo, y no se podr? suplantar al director de la misma en sus funciones de direcci?n.

Hay un cambio importante entre estar subordinado y ser atendido, precis? Odriozola, por lo que el Decreto se encarga de definir las caracter?sticas de dicha atenci?n. No es un cambio de t?rmino, de decir que ser? atenci?n y seguir en la misma situaci?n, porque entonces no habremos cumplido nuestro objetivo de separar funciones, enfatiz?.

Entre lo que el Decreto define como atenci?n est? la evaluaci?n de los resultados socioecon?micos, el control del proceso inversionista, los programas de desarrollo y la implementaci?n de los Lineamientos, as? como velar por el aseguramiento de la soberan?a tecnol?gica del pa?s, y evaluar al jefe de la OSDE y su plan de trabajo.

Se precisa, adem?s, que las actividades referentes a cuadros, defensa, reserva estatal y auditor?a, se atienden directamente por los rectores en las OSDE, por un vicepresidente del Consejo de Ministros, o por las unidades organizativas correspondientes de los organismos, en las que son atendidas por un ministro.

Apunta otra disposici?n que, a partir de la entrada en vigor de este Decreto, los Ministros del Comercio Exterior y la Inversi?n Extranjera, de Comunicaciones, Industrias y Finanzas y Precios atienden a las OSDE que provienen de sus respectivos sistemas.

Resume Odriozola que el Decreto 336 trae un nuevo concepto de separaci?n de funciones: las nuevas OSDE se subordinan al Consejo de Ministros y el resto de los Ministerios establece relaciones directas con las OSDE. Cada uno de los ministerios se debe revisar para atemperar todas sus normas y procedimientos de acuerdo con la norma que entra en vigor dentro de 90 d?as.

Las especialistas se?alaron que el sistema empresarial estatal local est? exento de esta separaci?n de funciones porque tiene otras particularidades y deber?n pensarse otros modos de proceder. Pero estos cambios est?n previstos para la mayor?a de los organismos, que ya enfrentaron el inicio de su perfeccionamiento.

Cambiar por dentro

Aunque la norma est? escrita ya, las letras no son la soluci?n. Se precisa, recalcaron las especialistas, un cambio de mentalidad importante que acompa?e todos estos procesos, que son paulatinos y graduales, y continuar?n avanzando, pero se hacen con las mismas personas al frente, ahora obligadas a construir nuevas relaciones.

El siguiente paso ser?n las capacitaciones, informaron y abundaron en que estas se dar?n a los m?s de 40 000 directivos del pa?s apenas entren en vigor los decretos.

Este no ser? el ?ltimo momento del proceso de perfeccionamiento, pero con estas normas se pone a las empresas en igualdad de condiciones para enfrentar su transformaci?n.

En lo adelante, los planes tendr?n m?s precisi?n, porque ahora se crean exactamente por las personas a las que les toca cumplirlos, y de acuerdo con sus necesidades.

La autonom?a en las empresas estatales es vital para la eficiencia. Foto: Archivo de JR

Mucho de lo que traen las normas ha estado ocurriendo en el sistema empresarial de forma experimental, con el prop?sito de que permita perfeccionar cada paso, definir otras cuestiones formales y de recursos y darle un car?cter legal, se?alan las funcionarias.

Ilustran adem?s que, durante este tiempo, se han identificado tendencias de nombrar a las OSDE como ministerios, y esas deformaciones deben arreglarse con la capacitaci?n del personal involucrado. No basta con las leyes, recalcaron.

Se?alaron que las cuentas de la eficiencia se deben pedir al director de la OSDE. Pero hay que tener claro que las pol?ticas estatales tienen relaci?n con la eficiencia empresarial, por lo que no se puede estar de espaldas al dise?o estrat?gico, y el Ministerio tambi?n debe responder por los resultados, insisti? Odriozola.

Es importante precisar, dijo Yovana Vega Mato, que hay un ?rgano de gobierno que se extendi? en 2012 y son las Juntas de Gobierno, que tienen como funci?n maximizar los resultados del sistema empresarial estatal, y representar los intereses del Estado cubano para el control de la gesti?n del sistema empresarial. De estas ya se han creado 28 y otras 23 est?n en proceso de constituci?n gradual.

Las Juntas de Gobierno tienen cuatro funciones fundamentales, y la segunda jefa del ?rea de Perfeccionamiento a Entidades de la Comisi?n Permanente para la Implementaci?n y Desarrollo las define. Estas son aprobar la proyecci?n estrat?gica de la OSDE, pronunciarse sobre la pertinencia de su plan de la econom?a, evaluar trimestralmente los indicadores directivos de las organizaciones y sus empresas y aprobar la distribuci?n de utilidades.

Si pensamos en una empresa estatal como la que proyectan los documentos program?ticos, tenemos que estar con estructuras y facultades similares en cada lugar, para ir evaluando en la pr?ctica cu?les otras condiciones se necesitan, apunt? Odriozola.

Las ?ltimas aprobaciones de determinadas pol?ticas que se llevaron a cabo para el sistema empresarial estatal no distinguieron entre empresas en perfeccionamiento y las que no. Se defini? que era para todo el mundo, ilustr? Odriozola, y por eso esta ?nica norma agrupa todo lo que debe ser cumplido por el sistema empresarial estatal cubano.?

Todos estos son cambios estructurales y de relaciones que tenemos que dar en pos de la autonom?a que necesita el sistema empresarial estatal cubano, definieron y enfatizaron en que las normas relacionadas con la econom?a requieren de un seguimiento m?s enf?tico, sobre todo cuando implican nuevos modos de hacer. Para eso tendremos la capacitaci?n y contamos con una institucionalidad bien definida que resuma a qui?n le toca cada proceso, dijeron.

Mientras, el pa?s contin?a su camino hacia empresas con mayor independencia para decidir sus capacidades y gestiones. Las leyes se han encargado ya de dictar una parte del recorrido. El resto, mientras tanto, queda en la interpretaci?n que cada directivo haga de lo que est? en blanco y negro, y del modo en que lo controle el encargado de verificar y fiscalizar.


Go to article


Go to Source Site

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *