Mas de 200,000 enlaces a la prensa Cubana . Miles de visitantes diario. Necesitamos un servidor mas fuerte. Ayudanos por favor.


Cuba importa sal marina española para suplir la carestía del producto nacional

Vicente Morín Aguado

Cuba importa sal de españa para paliar la escacez de producción nacional.

HAVANA TIMES – Algunos mercados minoristas recaudadores de divisas en La Habana están ofertando sal marina española de la marca Auchan, especializada en alimentos para el hogar. El envase de 1 kilo se vende en 60 centavos de peso convertible (CUC). Se trata del mejor producto de su tipo, disponible para la población que padece escasez de este en los segmentos de mercado comercializadores en moneda nacional (CUP).

Desde Contramaestre, ciudad cabecera del municipio homónimo de la provincia de Santiago de Cuba, después de consultar a varias trabajadoras y amas de casa a la vez, resumimos:

“Aquí se mantiene la cuota, a razón del paquete por 3 meses que nos toca, porque somos cuatro en el núcleo censado.”— ¿Les alcanza?: “Claro que no alcanza, aprovecho a los vendedores callejeros, pasan ofreciendo la libra, es una latica de leche condensada llena—390 gramos dice la etiqueta— que se paga con 5 pesos (CUP).” ¿Hay sal extra en venta libre estatal?: “No hay, pero cuando aparece es muy mala, pura arena y piedras, sucia. No hay quien cocine con eso.”

Es difícil de razonar, pero en Cuba la distribución básica del químicamente denominado Cloruro de Sodio (NaCL), para consumo humano, está racionado a razón de kilogramos por cantidad de? personas censadas en una vivienda, considerando áreas urbanas y rurales diferenciadas.

En las ciudades los núcleos de 3-4 y 5-6 consumidores, mayoritarios, deben recibir respectivamente 2 paquetes de 1 Kg cada trimestre el primer caso y 3 paquetes para igual período el segundo.

Curioso e inexplicable, la norma se viola en Contramaestre, cuyos más de 20 mil habitantes la convierten en metrópoli, según la Oficina Nacional de Estadísticas de Cuba. Allí se distribuye según la cuota asignada a zonas rurales, solo 1 Kg por cada núcleo familiar cada tres meses sin mayores distinciones. ¿De dónde se supone que deben obtener la sal los campesinos?

Viajando hasta Guantánamo, única provincia con dos salineras, cuyo plan de elaboración del NaCL es el mayor del país con? 85 mil toneladas, testimonian otras mujeres, con el perdón para los hombres incapaces de ofrecer los necesarios detalles:

The salt that Cubans can purchase with their ration books if and when it is available.

“Yo vivo comprando sal liberada porque la otra— de la libreta de racionamiento— no me alcanza. Dan un paquete para nosotros que somos tres personas, cada tres meses.”? Nótese que consideran a una ciudad de 200 mil habitantes también como zona rural.

La entrevistada reitera y agrega: “Sí, al menos ahora no falta, el mes pasado cogí el paquete de este trimestre, después a comprar la liberada a 5 pesos (CUP) el kilogramo. No está mala, está bastante aceptable y la venden donde mismo el arroz, azúcar, y otros productos? por la libre.”

Sería el colmo que en la urbe oriental también faltara la sal.

En la capital la distribución normada se cumple regularmente, digamos que, según el argot de la burocracia implicada, se “prioriza” la ventana al mundo que es La Habana.? Sin embargo, desde hace meses falta la liberada en CUP, muy solicitada, pues la cuota obligatoria no alcanza, más aún al incorporarse la creciente? demanda de la elaboración de alimentos por cuenta propia.

Resta la venta en moneda convertible (CUC), oferta irregular, ya que es posible encontrar el cristal sazonador en algunos establecimientos mientras falta en otros. De localizar el producto marino que no se explica por qué falta en el mayor archipiélago del Caribe, hay? dos opciones:

Sal Caribbean, producción nacional, 1 kilo a 45 centavos CUC y la referida Auchan, importada, a 60 centavos por similar cantidad, ambas muy finas y de excelente blancura, especialmente la española.

Cuba tenía planificado elaborar 180 mil toneladas el año pasado (16 Kg por habitante), en tanto España produce 3,9 millones de toneladas (84 Kg por habitante). Las costas de nuestro país equivalen al 47% del perímetro ibérico, pero el NaCL extraído del mar es solamente un 5% del total español.

Para la elaboración de este artículo se tomaron valiosos datos referidos a la organización productiva de la sal en nuestro país, publicados el pasado 8 de mayo por el matutino nacional Granma, firmados por Susana Antón. Coincidimos totalmente con los siguientes criterios de los lectores:

Cuantas normas técnicas no se cumplen en el país. De seguro que el porcentaje de piedras y la organoléptica en la sal se pueden resolver favorablemente. Muchas veces la sal destinada a la canasta básica no cumple con todos los parámetros requeridos, también la estética deja que desear, yo me pregunto por qué tiene que ser diferente la sal normada que aquella que se vende en las redes o tiendas de divisas.

Vicente Morín Aguado: Mardeleva287@gmail.com

?


Go to article


Go to Source Site

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *