Mas de 200,000 enlaces a la prensa Cubana . Miles de visitantes diario. Necesitamos un servidor mas fuerte. Ayudanos por favor.


Calendar
June 2018
MTWTFSS
« May  
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 

Sin razón, según Cimex

El pasado 26 de abril, Consuelo Orejas P?rez denunci? aqu? que el 1ro. de marzo compr? una estafa en una bolsa de leche en polvo entera Matilda, de un kilogramo, en la tienda Panamericana La 1ra. del Cerro, de Santa Catalina y Vento, en La Habana.

Al otro d?a, a?ad?a, compr? otra similar. Y con su balanza digital, pes? las dos: una con 0,840 gramos y la otra 0,825; ninguna de un kilogramo, peso que indicaban las envolturas. Estas dec?an que fueron envasadas por la Empresa Complejo L?cteo de La Habana, pero no mostraban tel?fono ni correo electr?nico para hacer una reclamaci?n.

La cliente llam? a un tel?fono indicado en la tienda y reclam?. D?as despu?s la llamaron desde el 7683-6202 (supuso que de Comercio Interior, rector de protecci?n al consumidor). Quien contest?, dijo que no ten?an que ver con ello, pues recib?an las bolsas en contenedores y no pod?an pesar cada una. Le aconsej? ir a la planta envasadora.

??Acaso tendr?a yo que ir hasta El Cotorro a formular mi queja??, dec?a Consuelo, y alegaba que a quien le pag? fue a la tienda y no a la Empresa Complejo L?cteo.

El 30 de mayo revel? respuesta de Chelenin Darias Jorge, director general de la Empresa Complejo L?cteo de La Habana: Afirmaba, despu?s de entrevistarse con Consuelo, que ?el producto adquirido por la cliente no es de fabricaci?n nuestra?. Y a?adi? que ?la envoltura, sellaje, etiqueta y corte de la bolsa no son propios de las m?quinas de nuestra industria; al observarse que el tama?o original de la misma no coincide con el original de las nuestras?.

Precis? que con el sellaje vertical se envas? menos producto que el establecido. Y el sellaje horizontal no mostraba las ondulaciones caracter?sticas del propio de las m?quinas de esa industria. Adem?s, el corte era liso y no corrugado, como el de las m?quinas del Complejo: revelaba que fue hecho a mano y con tijera. Y la etiqueta no era la oficial, pues no recog?a fecha de producci?n y de caducidad, logotipo y tel?fonos para comunicarse con el productor.

Tampoco el lote al que alud?a la etiqueta de la estafa coincid?a con producci?n alguna de ese surtido all?. Y la descripci?n oficial del peso en las etiquetas del Complejo L?cteo se refleja en gramos: mil gramos.

?El producto —refer?a— en ning?n momento fue entregado por nuestra empresa a esa tienda en los ?ltimos cinco meses, por lo que se visit? dicho establecimiento e intercambiamos con la gerente, la cual nos plante? que ella estaba recibiendo el cargo hac?a menos de un mes. No obstante, plante? que revisar?a los pormenores de la queja y los elementos aportados por nosotros y la cliente, pues ellos tambi?n la visitaron?. Y aclar? que all? conservan la bolsa en cuesti?n, como prueba.

Ese mismo 30 de mayo, este redactor afirm? aqu? que ahora solo quedaba que llegara respuesta de la propia unidad comercial, o en su lugar de la cadena correspondiente.

El 5 de junio pasado arrib? la respuesta de Caridad del Carmen Hidalgo N??ez, gerente general de la Sucursal Habana Oeste de Cimex:

La administradora de la tienda visit? a Consuelo y constat? que a las bolsas adquiridas les faltaban al menos 60 gramos del producto. Y la cliente dijo que su inquietud iba dirigida principalmente al Complejo L?cteo, a m?s de aclarar que visit? esa entidad, y la atendi? el jefe del ?rea de calidad, adem?s de que le cambiaron las bolsas de marras por otras dos con el peso ?ntegro.

Refiere la gerente general que, ?debido a la problem?tica surgida, se indic? a los dependientes de almac?n de la Cadena de Tiendas Panamericanas que, en el momento de la recepci?n de esta mercanc?a, notificaran a los administrativos correspondientes si observaban diferencias en el gramaje sobre este tipo de producto, con el fin de evitar molestias a los clientes?.

Y concluye, no sin antes agradecer ?que clientes como Consuelo Orejas P?rez ayuden a mejorar cada d?a el funcionamiento de lo dispuesto en nuestras redes comerciales?, declarando ?sin raz?n? el planteamiento de la consumidora.

Al final, los elementos aportados por una y la otra parte no nos permiten saber en qu? fase de la cadena irrumpi? la vil y peligrosa mara?a del fraude. Lo que s? asombra es que Cimex le niegue la raz?n a la cliente que adquiri? la estafa en una de sus tiendas. Aun cuando la artima?a no se haya producido all?, la unidad comercial es tambi?n responsable de lo que vende. ?Por qu?, si no, la resultante indicaci?n a los dependientes de almacenes de la cadena?


Go to article


Go to Source Site

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *